¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.

Acepto

Artículos Medicina

Artículo de Rehabilitación: La Pata de Ganso

La pata de ganso está formada por los tendones de los músculos sartorio, grácil ( también  llamado recto interno) y el semitendinoso, como observamos en la siguiente imagen:
pata ganso

La pata de ganso se encuentra en la parte lateral interna de la rodilla, debajo de la línea articular, y tiene una amplia zona de inserción tendinosa en la meseta tibial interna y una bolsa sinovial que amortigua golpes y roces.

TENDINITIS DE LA PATA DE GANSO:

¿QUÉ ES?

La tendinitis de la pata de ganso es la inflamación de la unión tendinosa de estos 3 músculos. Esta patología suele ir acompañada de dolor en la zona interna de la rodilla, impotencia funcional e incapacidad de realizar movimientos de flexión y extensión de la misma. 

Este problema puede manifestarse en cualquier persona, aunque suele ser más frecuente en corredores y mujeres de mediana edad.
CAUSAS:

La tendinitis de la pata de ganso es una patología frecuente en aquellas personas con problemas de pisada, exceso de ejercicio físico, problemas en la zona lumbar y pelvis y a su vez estos problemas pélvicos y lumbares están provocados por reflejos patológicos de útero en la mujer y próstata en el hombre.

TRATAMIENTO:

El tratamiento inicial tiene como objetivo calmar el dolor y reducir la inflamación, para lo que se utilizan antiinflamatorios y aplicaciones locales de frío.

La otra parte del tratamiento fisioterápico se basará en realizar masaje transverso profundo en la inserción de la pata de ganso, estiramientos de la musculatura isquiotibial, aductores, del psoas y del recto anterior y ejercicios excéntricos de isquiotibiales.

Además se realizará una reeducación postural global para eliminar retracciones musculares ya que pueden ser el origen de un trabajo en desventaja de la musculatura de la pata de ganso y corrigiendo esto consigamos la resolución del problema.


Estela Cerezo Ramón
Fisioterapeuta col 5544